domingo, febrero 26, 2012

DEMOCRACIA INEXISTENTE

Los políticos no hacen más que babear anunciando que tenemos una democracia estable, un estado libre, donde el ciudadano ha conseguido los valores democráticos, donde podemos votar cada cuatro años o cuando a ellos les interesa. Pero tristemente, la democracia no es el votar cada cierto tiempo y después olvidar las promesas y hacer lo que les viene en gana, jugando con el dinero de los ciudadanos, gastando las arcas que no son suyas de forma irresponsable como lo hemos comprobado.

Algo tiene que cambiar de forma profunda. Lo que tenemos hoy, no es democracia, no es libertad, no es bienestar. No podemos inyectar millones de euros a unos desalmados bancos que han chupado la sangre del ciudadano y que tras recibir dinero público, siguen sin piedad echando a la calle a miles de ciudadanos que por culpa de la gestión de los poderosos banqueros, han perdido el trabajo, la dignidad y una morada donde vivir y cobijarse.

Tanto los políticos como banqueros que osan permitir el desahucio de personas , están incumpliendo la Constitución en la que dice que todo ciudadano tiene derecho a una vivienda digna. Los políticos celebran la constitución, dicen tener tribunales constitucionales...pero todo es una mentira que se ahoga en el silencio profundo de la maldad humana. La constitución sólo les vale a ellos cuando les interesa, cuando tienen algún beneficio..no parecen haberse leído bien esa ley de leyes que tanto alardean cuando les conviene.

Dicen que tenemos que arrimar el hombro para levantar España, para salir de la crisis a costa de parados, de bajadas de sueldos, de precariedad en los servicios sanitarios, en el bienestar social y sin embargo, las columnas del estado, los políticos que tanto nos bombardean con la crisis, se suben los sueldos, continúan con los gastos innecesarios, con congresos que no sirvan para nada, con comidas copiosas, con la corrupción en sus solapas, en su mirada, en sus carteras...y no pasa nada. Esta es la democracia de ellos, la democracia invisible. Solo hay una dictadura social que nos obligan y roban todo lo que pueden, nos suben los impuestos, el IVA, los carburantes, la luz, el agua, el gas....todos los servicios básicos y ellos están blindados en numerosos beneficios personales, en sueldos vitalicios, jubilaciones por estar pocos años de Diputados, tener dos, cuatro, cinco empleos a la vez, ser Consejeros de Bancos, ganar miles de euros al mes, tener beneficios en impuestos....y muchos de ellos están imputados por corrupción, incluido Urdangarín y lo que pueda salir.

La Presidenta de la Comunidad de Madrid ha incrementado la nómina de los altos cargos del Servicio Regional de Bienestar Social. Que ironía, Bienestar Social, el mismo que están quitando a los ciudadanos. Sin embargo a sus funcionarios les han bajado el sueldo. El aumento salarial medio para estos altos cargos ha sido de 3.000 euros. Por otro lado Patricia Flores, Viceconsejera de Asistencia Sanitaria de la Comunidad de Madrid ha declarado: “¿Tiene sentido que un enfermo crónico viva gratis del sistema?”. Seguro que no tiene a nadie de su familia en esa situación. Termina diciendo “lo sanitario tienen un fin”. ¿Esto es democracia? ¿Esta Viceconsejera sabe lo que es humanidad? Esto solo puede salir de los labios de un dictador que no le importa en absoluto la vida de los seres humanos. No hay otra explicación. Si, democracia invisible.

Lo que si saben hacer lo políticos es jugar al monopoly, sentados en sus cómodas butacas, en buenos hoteles cuando viajan tras haberlo hecho en transportes de primera. Claro, lo paga el pueblo. Coger los dados, comprar y vender calles y mercados sin importarles lo que cuesta pues no es dinero suyo, poner casitas y hoteles...les gusta jugar con la vida real del ciudadano sin importarles el sufrimiento de cada uno, sin que tengan la suficiente humanidad como para derramar una lágrima. Lo malo de todo esto, lo incongruente, lo fatídico es que esos políticos están ahí porque el ciudadano quiere. Ese es el verdadero drama de esta sociedad sumida en la ignorancia, la pasividad, el consentimiento, la sumisión y la pleitesía. No, solo hay una democracia invisible ante una dictadura capitalista fiera y agresiva.

Botín, el dueño del Banco de Santander, ha declarado abiertamente en periódicos y televisión, que la culpa de la crisis mundial la tienen algunos bancos y los políticos. Lo ha dicho de forma rotunda y segura. Ante estas declaraciones....¿qué hacen los jueces que no toman medidas? ¿qué hace la justicia que no llama a declarar a los políticos y entidades responsables de esta crisis?. Están robando al ciudadano sus derechos, su sueldo, su trabajo.....¿acaso no es delito sabiendo ya que hay unos culpables? ¿por qué no mandan a declarar a Botin para que diga quienes son los responsables de esta crisis?. Sencillamente porque no hay una democracia real, porque estamos viviendo una dictadura financiera impuesta y los políticos son verdaderas marionetas sin poder.

Los socialistas que traicionaron al pueblo, han dejado de serlo a los ojos de cualquier persona inteligente y no manipulada. Zapatero, cuando vio lo que había, en lugar de negar lo que pasaba, en lugar de bajar los sueldos a los ciudadanos y el bienestar social....debería haber dado un comunicado a la nación dimitiendo, anunciando que su moral no permitía ser mandado por bancos o calificadores ajenos a la sociedad española ni ser cómplices del mayor robo a la humanidad desde hace décadas, pues los valores socialistas no pueden estar contra el pueblo y hacer leyes que bajen sus sueldos o cambiar una Constitución sin que exista una consulta popular a los ciudadanos. Estas maniobras realizadas por socialistas y seguidas ahora por la derecha, son prácticas habituales de gobiernos dictatoriales. La verdad del político ha caído por los suelos y sus mentiras son cada vez más abiertas en los labios de la difamación social.

Debe existir un cambio del sistema político actual de forma contundente, donde dé paso a la verdadera democracia, dé vida a la verdadera constitución. Todo español tiene derecho a un trabajo digno. Nos acercamos a seis millones de parados. Absolutamente, todos los políticos actuales y de todos los partidos, deberían dimitir de forma automática por haber fracasado en sus objetivos sociales. Se debe cambiar la Constitución española en el que participen de forma activa grupos de ciudadanos de todos los niveles, crear leyes amparadas por la Constitución en las que se castigue penalmente de forma contundente a los políticos, con responsabilidades penales, por sus malas gestiones y corruptelas. Tenemos que levantar una democracia viva. Si no lo hacemos, seguiremos siendo pasto de los poders financieros capitalistas que nos estrujaran la sabia de la razón y de la verdad, para dejarnos como simples objetos de usar y tirar a conveniencia, mientras ellos se enriquecen cada vez más. ¿Porqué no toman medidas contra los paraísos fiscales? Porque todos están implicados en la evasión de impuestos, excepto el ciudadano que cumple con sus deberes como una hormiga ciega y autómata.

A todo esto un dato casi sin importancia. Los cinco grandes bancos españoles (Santander, BBVA, Banco Popular, Sabadell y Banesto), han ganado durante el año 2011 un total de 9.181,6 millones de Euros, un 35% inferior a 2010 que alcanzaron de beneficio 14. 217 millones de Euros. Sin embargo siguen presionando a los políticos para su beneficio. Son cantidades sin importancia. Mientras se acrecienta la pobreza en España, los directivos de estos bancos cobran millones de euros anuales. Si, una democracia capitalista abusiva y cruel contra la sociedad.

Debemos ser realistas y comprender que este sistema no nos lleva a ningún lado, que estos políticos solo miran por su bienestar no por el de la sociedad, debemos exigir un cambio profundo del sistema político, un cambio de la Constitución como lo ha hecho ya Islandia. No debemos permitir que nos gobiernen con el miedo. Ellos son los irresponsables de todo esto y deben pagar por ello. Pero mientras existan sectas inamovibles de ciudadanos que votan ciegamente a unos opresores del pueblo, el sistema seguirá igual y la Democracia continuará siendo Invisible hasta el fin de los tiempos.

Ya lo dijo Thomas Jefferson en 1.802, época donde existían grandes sabios hoy ya desaparecidos: “Pienso que las instituciones bancarias son más peligrosas para nuestras libertades que ejércitos enteros listos para el combate. Si el pueblo americano permite un día que los bancos privados controlen su moneda, los bancos y todas las instituciones que florecerán entorno a los bancos, privarán a la gente de toda posesión, primero por medio de la inflación, enseguida por la recesión, hasta el día en que sus hijos se despertarán sin casa y sin techo, sobre la tierra que sus padres conquistaron”.

PEDRO POZAS TERRADOS (NEMO)